Historia

El Festival Internacional Andrés Segovia fue creado en 1986 por el guitarrista Pablo de la Cruz con el propósito “siguiendo los pasos del Maestro” de llevar la Guitarra a un escenario diferente del que transitaba y aún hoy transita dentro de certámenes cerrados a la creatividad nuevo repertorio y nueva música, fusionados con el Jazz el Flamenco u “Otras Movimientos” en lugar de abrir la guitarra clásica a los músicos en general,
música antigua y la orquesta.

Es el primer Festival (que no Certamen o Concurso) que lleva el nombre de Andrés Segovia, con autorización expresa de su viuda Dña. Emilia Segovia, así mismo, es el Festival “Decano” en su género, por la originalidad imaginativa de sus actividades y proyectos que integran sus contenidos, es el Festival más seguido e imitado en el mundo, gracias a nuestras iniciativas, nos han salido imitadores incluso en Madrid de lo cual nos orgullecemos, pues hemos conseguido que Madrid siga siendo un Punto de Encuentro para la guitarra clásica. El apoyo de la Comunidad de Madrid, Instituto Göethe, Instituto Francés e Instituto Italiano, harán posibles la aportación de sedes inimaginables para desarrollar la guitarra hasta ese momento (1987) cual fue el Auditorio Nacional de Música.

Con esta premisa, en 1992 se programa el I Concurso de Composición en el que las obras finalistas se interpretaban en los diferentes conciertos del Festival, cada uno de los guitarristas invitados Ignacio Rodes, Eduardo Baranzano, David Russell, Ehat Mussa y el propio Pablo de la Cruz realizaron un monográfico sobre un compositor para guitarra a la vez que interpretaron obras de Albert Yanas, Felíu Gassul, Carlo Domeniconi…Entre otros. En 1993 Pablo de la Cruz estrena “Música Para un Paisaje” del compositor canario Miguel Ángel Linares dedicada a él, como celebración del Centenario del nacimiento del Maestro en la ciudad polaca de Lúblin. En el año 94 la II Edición del Concurso de Composición se reedita bajo la fórmula de “Guitarra y Orquesta”Christine Heurtefeux, Ricardo Fernádez Iznaola y Pablo de la Cruz, interpretan en la final los conciertos de Challulau, Loeb y Jorge de Carlos además del estreno en España del concierto de Miguel Ángel Linares.

En 1996 Pablo de la Cruz encargó a Felíu Gassull i Altisent, Carlo Domeniconi, Enrique Igoa y Miguel Angel Linares, la primera y única obra colectiva para guitarra y orquesta “Cuentos de la Atlántida” como homenaje al 50 aniversario del fallecimiento de Manuel de Falla, obra que se estrenó en el Auditorio Nacional de Música, que ha dado la vuelta al mundo y que formó parte del primer C.D. que contiene la mencionada obra y Música para un Paisaje en colaboración con la Comunidad de Madrid además del Ayuntamiento y Orquesta de Chestochowa (Polonia) donde se llevó a cabo la grabación del mencionado CD.

La entrada en el III Milenio año 2000 traerá nuevos retos y nuevos proyectos que nos han llevado hasta la XXI edición con la creación de la “Master Ecos” que gradúa un alumno cada año para que interprete un concierto dentro de la programación del Festival y cuyo primer profesor fue David Russell, en aquel momento eran tres encuentros al año con una designación por el Maestro, formato que ya han copiado otras instituciones. En la actualidad hay un proyecto conjunto diseñado por Roberto Fabbri y Pablo de la Cruz cual es el Graduado con Honores del Festival Andrés Segovia y Ciudad de Fiuggi, el ganador de esa Master-Concurso es quien es invitado a ofrecer su recital en Madrid.
La Serie Écos del Mediterráneo es la perla del Festival Internacional Andrés Segovia, junto a la Nova Camera Orquesta, estrena cada año un concierto para Guitarra, Instrumento Sinfónico y Orquesta de Cuerdas, este es un proyecto único e inimitable que ha contado con la adhesión de músicos, directores y entidades, claro, no todos. Esta Orquesta se fundó en 2008 por el violín 2º y Compositor José Manuel Jiménez Suarez y Pablo de la Cruz con la idea de llevar adelante con la suficiente soltura estos encargos que cada año realiza el actual Director Honorífico del Festival.


No han sido estos las únicas iniciativas del Festival Internacional Andrés Segovia, hemos podido escuchar por primera vez y a veces, única edición, toda la obra Monográfica para Guitarra y Orquesta de Joaquín Rodrigo, Antón García Abril, Jorge Cardoso, Geno Tackat, Angel Martín Pompey, Moreno Torroba, Mario Castelnuovo Tedesco y un largo etc.Como hemos indicado en nuestro postulado inicial, hemos acercado de una manera natural la Música Antigua al Festival por vecindad tímbrica y aportación al repertorio de los instrumentos de “cuerda pulsada y al canto”…Ars Antiqua de París, Lachrimaes de París, Accadenia degli Orfei, Xavier Díaz Latorre, Francis Kleijans, Cicero & D´Agosto, Jordi Savall & Hesperion XX. Han pasado por este Festival los mejores solistas entre los que se encuentran Fisk, Kappell, Liskie, Dilla, Krivokapick, Cherouanne, Bonell, Los Angeles Guitart Cuartet, Dúo Amadeus, Cuarteto Nexus, Dúo Assad, Dúo Franceries que estrenaron en España el Concierto Madrigal de Joaquín Rodrigo, El Ensemble de la Universidad de Monterrey estrenó también en España el Concierto para cuatro guitarras de Rodrigo y lo propio hizo José María Gallardo del Rey con el “Concierto para una Fiesta”.En 2012 se cumplieron 25 de la desaparición de Andrés Segovia, con tal motivo diseñamos una Gala de Homenajes donde además de los diferentes estrenos de la serie Écos del Mediterráneo se programó Fantasía para un Gentilhombre de Joaquín Rodrigo obra que interpretó como solista en la Basílica de Nuestra Señora de Atocha Sergio Calero al ganar la graduación especial 25 Aniversario Andrés Segovia. Otras “Fantasías” acompañaron la Gala de Homenajes que fueron estreno ese día Fantasía sin Palabras de Roberto Fabbri y Fantasía Suite Renacimiento de José Manuel Jiménez Suárez.
Este año damos de nuevo la bienvenida al Teatro Infanta Isabel, inesperado e impresionante espacio para la guitarra fundado en 1906, Biblioteca del Centro de día UNED Escuelas Pías, Museos de Historia y San Isidro Universidad San Pablo CEU y los habituales Schott, Universal, José Ramírez (Amalia Ramírez) que fue el primer guitarrero en acercarse y apoyar a este Festival y que aún hoy contamos con su apoyo.

El objetivo final del Festival Andrés Segovia es promover la unión de la tradición con la modernidad en aras de un interés común, la guitarra clásica.

Estrenos realizados por la serie Ecos del Mediterráneo hasta hoy

-Suite Pittoresca para Clarinete Bajo/Bassetto & Guitarra de Carlo Domeniconi, Dir. Silvia Sanz Torre.
-Concierto Nostrum para Oboe & Guitarra de Jorge de Carlos, Dir. Tomás Garrido.
-Fantasía Al Andalus para Violín & Guitarra de Tomás Bohorquez, Dir Rubén
Fernández.
-Mi Son Azul para Viola & Guitarra de Flores Chaviano, Dir. Tomás Garrido.
-Piazzoliana de José Manuel Jiménez Suárez para guitarra y orquesta de cuerda,
Dir. José Carlos Martín.
-Nocturno de Soledad para Arpa & Guitarra y orquesta de cuerda de José Zàrate
Dir. José Carlos Martín.
-Paisajes del Mar para Clarinete en Sib & Guitarra y orquesta cuerda de Eduardo
Garrido Dir. José Carlos Martín.
-Carpe Diem para Contrabajo & Guitarra de Beatriz Arzamendi y Madera Santa para Violoncello & Guitarra de Darío Manuel González Moreira Dir. José Carlos Martín.
-Las Mujeres y el Quijote Guitarra & orquesta de cuerda + flautas y oboe de Leticia
Armijo solista Isabel Gil Vera Dir. José Carlos Martín.
-Suite Renacimiento para Guitarra & orquesta de cuerda de José Manuel Jiménez
Dir. José Carlos Martín.
-Fantasía sin Palabras para Guitarra & orquesta de cuerda de Roberto Fabbri solista Roberto Fabbri Dir. José Carlos Martín.
-Concierto para Flauta Guitarra y Arcos de José Buenagu Dir. David Santacecilia.
-Sinfonía N30 G523 de Luigi Boccherini (Reedición) Dir. David Santacecilia.
-Cari Frateli de Sebastián Mariné Dir. David Santacecilia.
-Divertimento Concertante de Pedro Ximénez Abril-Tirado (Reedición) Dir. David
Santacecilia.
-Desapegos o el Encanto de Dulcinea de Rafael Junchaya Dir. David Santacecilia.
-Concierto Neo-Grosso de José Buenagu Dir. David Santacecilia.
-Concierto Metís de Roland Dyens

El cuadro de honor del Festival incluye a músicos y personalidades:

Tomás Marco, Antón García Abril. Joaquín Rodrigo, el legendario luthier de Andrés Segovia “José Ramírez”, Federico Sopeña Ibáñez, Joaquín Leguina, José María Álvarez del Manzano, Alberto Ruiz Gallardón, Museo San Isidro, Roberto Fabbri, Emanuela Gambini, Esperanza Aguirre, Andrés Segovia (a título póstumo) Patrimonio Nacional y el Presidente de Honor S.A.R. Felipe de Borbón Príncipe de Asturias ahora S.M. Felipe VI Rey.
Director Honorífico Pablo de la Cruz
Director Artístico Laura Verdugo del Rey

Sobre Andrés Segovia

Festival de Edimburgo

Nace en linares (Jaén) el 21 de febrero de 1893. Pasó los primeros años de su ni- ñez en Villacarrillo, donde cursó estudios de primera enseñanza. En 1903 su familia se traslada a Granada. A los 9 años comienza su unión con la guitarra, y al no encontrar profesor de este instrumento, inicia su autoenseñanza planteándose ser su propio maestro y discípulo. En 1910 dio su primer recital en Granada, en el Salón del Centro Artístico; este fue el punto de partida de su carrera que recibió espléndidas críticas.

El mayor escollo de sus comienzos fue el repertorio tan exiguo que entonces había para guitarra; en el futuro él lo incrementaría con su genio sin par. Durante 1911 y 1912 ofrece varios recitales en el sur, y en 1913 hace su presentación en Madrid, actuando en el Ateneo. En 1915 sus actuaciones en la Valencia y Barcelona culminan con el enorme éxito en el Palau de la Música. En lo sucesivo de las altas calidades de la guitarra. En 1920 embarca rumbo a Buenos Aires, donde tienen lugar varios conciertos que despiertan el entusiasmo del público. En 1923 se desplaza a Cuba v México. París, en 1924 es el marco donde da un concierto memorable: “Homenaje a Debussy”, obra escrita para Guitarra por Manuel de Falla, quién asistió al concierto. Este éxito irradia a toda Europa, llevándole durante el periodo de 1924- 1927 a las principales ciudades y capitales europeas.

maxresdefault (1)

Sus debuts de París y Berlín le hicieron una figura internacional, si bien su reputación, tiempo después, fue más sólida ante la comunidad musical de profesionales, cuyos miembros apreciaron con mayor plenitud el milagro que él había realizado con tan bello y arisco instrumento. En 1928 realiza su primer viaje a América, logrando en Nueva York uno de sus más resonantes éxitos. En su gira internacional de 1929 visita Asia oriental, en 1933 Indonesia, siendo su guitarra escuchada en Java, Sumatra y las Islas Célebes. En 1936 vuelve a la Unión Soviética.

Cabe señalar tres hechos importantes que se manifiestan en los años 1935, 1939 y 1941. El primero, su estreno en París de la austera Chacona, de J. S. Bach, por él transcrita y que alcanza un clamoroso éxito entre compositores y los críticos más severos. El segundo el estreno en Montevideo del Concierto para Guitarra y Orquesta del compositor Mario Castelnuovo Tedesco. El tercero, el estreno, también en Montevideo, del delicioso Concierto de Sur para Guitarra y Orquesta, de Manuel Ponce. Dichos conciertos, escritos expresamente para él, dieron el respaldo definitivo a la guitarra como elemento orquestal. Durante estos últimos años, Segovia ha ampliado su repertorio, no sólo por las nuevas obras que le aportan los compositores, sino también por obras antiguas escritas para otros instrumentos, y que él transcribe a la guitarra con genial talento, ampliando así el exiguo repertorio de antaño para futuras generaciones.

En el periodo 1940-43, con motivo de la II Guerra Mundial, fija su residencia en Montevideo. Terminado el conflicto bélico, sus itinerarios vuelven a ampliarse, incluyendo los cinco continentes, si bien es en Europa y América del Norte donde su presencia anual es constante. Regresa a Granada en 1952. Desde ese año, todos los recitales que ofrece en España son de carácter benéfico. EI periodo de mayor actividad comprende los años 1924 a 1961. Posteriormente, en 1985, durante su gira por Italia, S.S. el Papa le concede una audiencia a la que acude acompañado por su esposa Emilia y su hijo Carlos Andrés. Interpreta para el Papa un allegretto de Häendel ante el que su santidad exclama: siga tocando, hijo mío, para mayor gloria de Dios. En 1987 cumple 94 años. Poco después realiza nueva gira por Estados Unidos, ofreciendo master clases en Manhattan School of Music de New York, y el día 12 de marzo es investido Doctor Honoris Causa de dicha institución. El 4 de abril da un concierto en Florida que, desgraciadamente, sería el postrero de su vida. En dicho día recibe la Medalla de Oro de la ciudad de Miami.

El maestro, sintiéndose ya enfermo, marcha a Nueva York con el deseo de realizar el concierto. Una arritmia le obliga a ingresar el día 6 en el hospital. El maestro regresa a España el 27 de abril. Ya en su hogar, recuperándose, comienza a preparar su nuevo programa que habría de interpretar durante su acostumbrada gira por Europa. En la mañana del 13 de junio, por insuficiencia cardiaca, muere con plena lucidez, abrazado por su esposa, Emilia, y su hijo, Carlos Andrés, en su domicilio de Madrid. La triste noticia se difunde rápidamente por el mundo, y los medios de difusión ensalzan su figura gigante y mundial. Este mismo día, es enterrado provisionalmente en el Cementerio de San Isidro de Madrid. Posteriormente será trasladado a Linares, su ciudad natal, donde reposará definitivamente de acuerdo a su voluntad. Esta síntesis biográfica revela con claridad la constante laboriosidad de Andrés Segovia, y su talla como artista único en su género.

Crea un sitio web o blog en WordPress.com
A %d blogueros les gusta esto: